lunes, 4 de julio de 2011

BENEFICIOS DE LA DANZA DEL VIENTRE. LESIONES MÁS FRECUENTES, PREVENCIÓN. IMPORTANCIA DEL QUIROMASAJE EN EL ARTE DE LA DANZA, EL MASAJE DEPORTIVO.

Los Beneficios que la Danza del Vientre nos ofrecen son innumerables:
  • Flexibiliza y tonifica todo nuestro cuerpo. Cuando bailamos danza del vientre trabajamos todas las partes del cuerpo; pies, piernas , glúteos, abdomen, caderas, caja torácica, brazos, hombros, cuello... es un ejercicio increíblemente completo, apto para cualquier persona y cualquier edad.
  • Nos aporta gran coordinación y sentido del ritmo. Aprendemos a disociar cada parte del cuerpo y a moverla al ritmo de la música.
  • Mejora la postura corporal y favorece a la espalda.
  • Actúa sobre los órganos sexuales internos de la mujer, debido a los movimientos pélvicos y abdominales característicos de este tipo de danza. Al bailar, se realiza un suave masaje en los órganos (útero y ovarios) y se fortalece la musculatura de la zona, lo que mejora los problemas de la menstruación (alivia los dolores del período menstrual), previene de desprendimientos de vejiga (que pueden provocar pérdidas de orina con el paso de los años), prepara para el parto y acelera la recuperación en el postparto, mejora la práctica sexual femenina.
  • Fortalece el sistema nervioso, por lo que resulta recomendable para personas que sufren estrés y ansiedad. La respiración controlada, la concentración, la música árabe convierten a la danza oriental en una terapia que se sitúa a nivel de disciplinas como el yoga y el tai chí.
  • Mantiene y desarrolla la flexibilidad articular, lo que la convierte en apta para tanto para personas sanas como para quienes padezcan reuma o artrósis ya que previene y alivia esas dolencias.
  • Ayuda a la pérdida de peso, al ser un ejercicio aeróbico moderado.
  • Mejora y favorece el sistema cardiovascular y el tránsito intestinal.
LESIONES MÁS FRECUENTES:

No obstante sus innumerables beneficios, como en toda actividad que demande una exigencia física, en la danza existe un amplio y variado abanico de lesiones, las que según su origen podríamos clasificar en tres grupos:

  1. De origen traumatico: fracturas o esguinces.
  2. De origen mecánico: tendinitis, capsulitis.
  3. De origen orgánico: son aquellas que se manifiestan sin causa aparente en su aparición y evolución, como los dolores musculares o articulares intensos.
Las de origen traumatico no son posibles de prevenir y requieren para su recuperación la atención de un profesional de la medicina.

En cuanto a las de origen mecánico y orgánico, estas pueden ser evitadas, adoptando las medidas adecuadas como son una buena preparación y adaptación física, alimentación adecuada al gasto energético que requiere la actividad, etc.

Su tratamiento debe ponerse en manos de profesionales idoneos en devolver la funcionalidad y movilidad propia de la estructura muscular y articular, a fin de restablecer su función adecuada, quitando la causa que origina el dolor.

El dolor es como una alarma, nos esta avisando que algo funciona mal, si cuando suena la una alarma de incendio, solo nos limitamos a desconectarla sin extinguir el fuego se termina quemando todo.

Las infiltraciones, analgésicos o antiinflamatorios solo atenuan o disminuyen el dolor, pero no quitan la lesión. Es decir desconectan la alarma pero no apagan el fuego.

Un masaje efectuado por un buen profesional es lo más adecuado en este tipo de lesiones.

En la danza, rara vez se producen lesiones por traumatismo, salvo por alguna caida, la mayor patre se debe a las exigencias a las que se somete el cuerpo durante la danza o en los estiramientos.

Al ser una actividad que requiere flexibilidad, si no se realiza un buen calentamiento previo pueden producirse diversas tendinitis: 


Tendinitis rotuliana, del tendón de aquiles o del tibial anterior. Una extensión insuficiente de la cadera puede producir un aumento de la lordosis lumbar, generando gran presión en la zona.


Hombros: tendinitis en la porción larga del biceps, alteraciones en los músculos
periarticulares (poco frecuentes), tendinitis en el manguito de los rotadores.


Lesiones en codos: capsulitis por descarga de peso con extensión de la articulación.


Rodillas: esguince medial de la rodilla (al efectuar rotaciones sobre las mismas), tendinitis rotuliana o rodilla de saltador (dolor sobre el tendón rotuliano o el polo inferior de la rótula)


Lesiones en tobillos: capsulítis (dolor difuso con aumento de la temperatura local) aparece luego de realizar una flexión plantar del pie.


En los pies: esguince en el arco longitudinal del pié (a causa de una mala posición de la cadera al efectuar la rotación externa)


Dedos del pie: tendinitis del flexor largo del dedo gordo (hallux) al efectuar elevaciones en puntas o semipuntas.


Fracturas por tensión o sobrecarga muscular.


Lumbalgias: Dolor a uno o ambos lados de la zona lumbar, puede ser de tipo punzante, se observa espasmo de la musculatura paravertebral. Se producen a consecuencia de movimientos de extensión o hiperextensión del raquis, cuando la musculatura abdominal está debil , hay poca extensión de la cadera, existe tensión en la musculatura lumbar y acortamiento de los flexores de la cadera.


Cruralgias y ciáticas entre otras, a las que podemos añadir las dolencias musculares y articulares propias de la vida cotidiana (ocasionadas por malas posturas, sobreesfuerzos musculares, uso de calzado inadecuado, etc.)

SU PREVENCIÓN:

Lo más importante en el desarrollo de cualquier actividad que demande esfuerzo físico es:
  • Una buena preparación física previa y constante: Si bien la genética tiene mucho que ver. Aquellos que se inicien en la actividad deberán desarrollar paulatinamente su capacidad física para poder llevar a cabo las exigencias que ella demande. Una vez adquirida, ser constantes tanto en su mantenimiento como en su desarrollo.
  • Calentamiento y estiramientos previos: El calentamiento previo a la actividad física es muy importante ya que activa la circulación sanguínea, llevando a los músculos los nutrientes necesarios para realizar el esfuerzo sobreviniente. Los estiramientos hacen que la musculatura obtenga la elasticidad necesaria,para su posterior contracción proporcionando mayor rendimiento en la ejecución de su función, evitando sobrecargas musculares y favoreciendo la flexibilidad articular.
  • Estirar la musculatura luego de la práctica: Primero hay que disminuir la intensidad del esfuerzo y reducir las pulsaciones cardíacas hasta una situación de descanso. Luego realizar estiramientos para prevenir dolores y rigideces musculares.
  • Alimentación e hidratación adecuadas: Los alimentos proporcionan la energía necesaria para el organismo, por lo tanto la dieta debe adecuarse al gasto energético que demande la actividad física que se realice. El 70% de nuestro cuerpo esta compuesto por líquido, este es el encargado de transportar los nutrientes a los tejidos y de eliminar las sustancias de desecho que este produce, además de regular la temperatura corporal. Por lo que es imprescindible mantenerse hidratado. No hay que esperar a tener sed para beber, cuando se tiene sed es porque ya se esta deshidratado.
  • Recibir masaje con regularidad: Ayuda a prevenir lesiones, manteniendo e incrementando la elasticidad muscular y la flexibilidad articular proporcionando así mayor movilidad. Activa la circulación favoreciendo el flujo de nutrientes a los músculos y la eliminación de sustancias de desecho producidas por la actividad física. Elimina sobrrecargas, contracturas, espasmos musculares entre un sin fin de beneficios.

En personas que que por su naturaleza o entrenamiento poseen una gran elasticidad y plasticidad, a veces los estiramientos realizados no resultan suficientemente efectivos, por lo que el masaje resulta un complemento imprescindible para liberar las fibras que pudieran quedar contraídas por el ejercicio.

LA IMPORTANCIA DEL QUIROMASAJE EN EL ARTE DE LA DANZA. TIPOS DE MASAJE, EL MASAJE DEPORTIVO:

Tanto en el arte de la danza como en la vida cotidiana, el masaje tiene un rol fundamental por los importantes beneficios que proporciona a la salud.

El quiromasaje es una terapia alternativa, natural y manual, su nombre proviene del griego: "Kiros" que significa manos y "Masso" amasar o dar masaje.

Existen distintos tipos de masaje, según su finalidad o modalidad se los puede catalogar en:
  • Masaje terapéutico.
  • Masaje circulatorio.
  • Masaje de drenaje linfático.
  • Masaje estético.
  • Masaje de relax o sedativo.
  • Masaje descontracturante.
  • Digitopuntura.
  • Masaje deportivo. (entre otros)

EL MASAJE DEPORTIVO:

El masaje deportivo beneficia a los participantes en actividades físico-deportivas, colaborando en los procesos de sobrecompensación y adaptación.

Por sus exigencias físicas, en mayor o menor grado, podríamos asimilar a la danza con la práctica deportiva y desde esta perspectiva decir que el masaje deportivo se adapta a cualquier persona que realice un ejercicio o actividad física intensa, sea cual sea su objetivo, desde la puesta en forma, hasta el de alcanzar un nivel de alta competición.

Durante y después del ejercicio, los sistemas somáticos se adaptan para afrontar el aumento del estrés que se impone sobre ellos. esta adaptación afecta a los músculos, huesos y demás tejidos, incluyendo a los nervios y el cerebro. Las manipulaciones del tejido blando por medio del masaje deportivo, antes y después del ejercicio provocan cambios físicos, psíquicos y fisiológicos que ayudan a mejorar el rendimiento y favorecen la recuperación, proporcionando:

  • Alivio de la tensión muscular y del dolor.
  • Eliminación de productos de deshecho (ácido láctico y dióxido de carbono).
  • reducción de las molestias musculares de aparición tardía como resultado del ejercicio vigoroso.
  • Mejora de la postura y la flexibilidad.
  • Incremento del flujo sanguíneo y linfático.
  • estimulación de la actividad física.
  • Incremento del aporte de oxígeno y nutrientes a los tejidos.
  • Reducción de la inflamación.
  • Reducción del espasmo muscular.
  • Alivio de la tensión y la ansiedad.
Redacción: Alberto Garcier Pranno
Fotos: http://danzamayurga.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario